Pequeña antología poética de Antonio Pardal Rivas.

Entradas etiquetadas como ‘bálsamo’

Tu sonrisa.


Si la vida me destroza mis más bellas ilusiones,
cuando sufro los embates de bajezas y traiciones…
Siento un bálsamo que aflora mi alegría…

Es tu risa..

Si mi alma languidece por culpa de las acciones
de aquellos que me lastiman y me llenan de dolores…
Noto algo que me cura, vida mía…

Es tu risa…

Si me hundo en la tristeza, sin sentir mis emociones,
cuando paso de las cosas, cuando no miro a las flores…
Sólo vuelvo a descubrir la luz del día,

con tu risa…

Panacea que cura todos mis males,
aire puro que me sabe a fresca brisa,
me pregunto de mi vida que sería

sin tu risa..

No me niegues, amor mío, ese don que Dios te dió.
No me dejes, no me olvides, no me hundas.
Dame lo único que alivia mi agonía…

Tu sonrisa….

© Antonio Pardal Rivas.

Septiembre 2004.

Anuncios

Aquel beso


Vuelve a mi memoria el recuerdo lejano
de tu cara de niña, sencilla e inocente
que, dándome la mano,
y cándida, cual rosa, pero con pecho ardiente,

me entregaste la ofrenda de aquel beso.
Callada, ruborosa, con cuerpo tembloroso,
gocé por vez primera de un sentimiento hermoso:
la dulce placidez de aquel tierno embeleso…

Hoy, que en mi vejez me siento abandonado,
no puedo apartar de mi memoria
aquella dulce historia
que nunca de mi mente se ha borrado.

Y como bálsamo bueno restaño las heridas
trayendo a mi memoria aquel instante puro.
Y lamo los zarpazos que me ha dado la vida
en este caminar hacia la muerte,
tan áspero y tan duro…
ansiando solamente poder volver a verte.

© Antonio Pardal Rivas.

Febrero 2004.

Nube de etiquetas

A %d blogueros les gusta esto: